Saltear al contenido principal

Llega un momento, en el que percibes el aliento del agua, el del viento… y allí, aparece su voz:

Clara, espontánea y profunda, recordándote que está siempre a tu lado, y que ella, la gran mente del bosque está aquí para ayudarte a recordar tu unión sagrada con la Tierra.

Llega un momento, en el que percibes el aliento del agua, el del viento… y allí, aparece su voz:

Clara, espontánea y profunda, recordándote que está siempre a tu lado, y que ella, la gran mente del bosque está aquí para ayudarte a recordar tu unión sagrada con la Tierra.

Crecí en las montañas, a los 7 años me internaron en un colegio religioso donde solo había una interna: !yo!. Pasaba días y meses mirando por la ventana las grandes montañas y escuchando el motor de los pocos coches que se acercaban. Siempre deseando reconocer el motor del coche de mis padres. La soledad a mi alrededor era constante, hasta que descubrí que podía deslizarme por las canaleras del agua y escaparme al bosque por las noches.
Sabía que era peligroso andar por encima de la nieve, pero a cada uno de mis pasos repetía: por favor, ¡no te hundas!, y eso parecía funcionar, porque al igual que una ardilla apenas dejaba huellas.
En el bosque me sentí querida y empecé a descubrir los matices sonoros de cada una de las hojas que el bosque soltaba sobre mi cabeza despeinada … cada una de ellas sonaba diferente.
Hoy mis padres están enterrados juntos en este mismo bosque que tanto me amó, y sé que los cuida.

Crecí en las montañas, a los 7 años me internaron en un colegio religioso donde solo había una interna: !yo!. Pasaba días y meses mirando por la ventana las grandes montañas y escuchando el motor de los pocos coches que se acercaban. Siempre deseando reconocer el motor del coche de mis padres. La soledad a mi alrededor era constante, hasta que descubrí que podía deslizarme por las canaleras del agua y escaparme al bosque por las noches.
Sabía que era peligroso andar por encima de la nieve, pero a cada uno de mis pasos repetía: por favor, ¡no te hundas!, y eso parecía funcionar, porque al igual que una ardilla apenas dejaba huellas.
En el bosque me sentí querida y empecé a descubrir los matices sonoros de cada una de las hojas que el bosque soltaba sobre mi cabeza despeinada … cada una de ellas sonaba diferente.
Hoy mis padres están enterrados juntos en este mismo bosque que tanto me amó, y sé que los cuida.

Estudié 4 instrumentos, composición, etnomusicología y me especialicé en creación musical, dirección, diseño acústico y en la investigación etnomusicológica.

Siempre me sentí bien creando sonido, pero sabiendo que había algo más que no estaba viendo.

Estudié 4 instrumentos, composición, etnomusicología y me especialicé en creación musical, dirección, diseño acústico y en la investigación etnomusicológica.

Siempre me sentí bien creando sonido, pero sabiendo que había algo más que no estaba viendo.

Hasta que llegó un “tsunami”, me saco de mi entorno, sobreviví, y poco a poco, muy poco a poco durante mi reconstrucción empecé a ver lo que no veía:

“Cómo las modulaciones sonoras que emite la naturaleza interactúan con nosotros“

Hasta que llegó un “tsunami”, me saco de mi entorno, sobreviví, y poco a poco, muy poco a poco durante mi reconstrucción empecé a ver lo que no veía:

“Cómo las modulaciones sonoras que emite la naturaleza interactúan con nosotros“

Fueron tiempos de mucho trabajo, apasionado, días, noches, años….

Me especialicé en realizar grabaciones en la naturaleza en estados de conexión y en la observación de sus modulaciones ante nuestra presencia.

Fueron tiempos de mucho trabajo, apasionado, días, noches, años….

Me especialicé en realizar grabaciones en la naturaleza en estados de conexión y en la observación de sus modulaciones ante nuestra presencia.

Analicé milésima a milésima cada una de mis grabaciones, estudie los efectos de las frecuencias en los seres vivos, las secuelas de los impactos sonoros, y aprendí a descifrar los mapas tridimensionales de frecuencias, con los que pude observar los patrones del comportamiento sonoro natural. Y siempre, dio el mismo resultado:

“Las frecuencias naturales hablan e interactúan con nuestra biología”

Analicé milésima a milésima cada una de mis grabaciones, estudie los efectos de las frecuencias en los seres vivos, las secuelas de los impactos sonoros, y aprendí a descifrar los mapas tridimensionales de frecuencias, con los que pude observar los patrones del comportamiento sonoro natural. Y siempre, dio el mismo resultado:

“Las frecuencias naturales hablan e interactúan con nuestra biología”

En esta página comparto contigo los resultados de 22 años de investigación y mi experiencia personal.

Deseando que esta información te ayude a descubrir la maravillosa relación que tienes con la naturaleza

En esta página comparto contigo los resultados de 22 años de investigación y mi experiencia personal.

Deseando que esta información te ayude a descubrir la maravillosa relación que tienes con la naturaleza

VIDEOS, CONFERENCIAS Y ENTREVISTAS

Si quieres saber más, visita mi canal de YouTube y encontrarás fragmentos de mis sonidos, videos de mis viajes y algunas de mis conferencias y entrevistas.

MI CANAL DE YOUTUBE

L
o
a
d
i
n
g

VIDEOS, CONFERENCIAS Y ENTREVISTAS

Si quieres saber más, visita mi canal de YouTube y encontrarás fragmentos de mis sonidos, videos de mis viajes y algunas de mis conferencias y entrevistas.

MI CANAL DE YOUTUBE

Loading
Mini Cart 0

Tu carrito está vacio.

Volver arriba